17 octubre 2017

Verano: Amistad, lucha, amor, desengaño, dolor y hospitales.



Los meses de verano son mi tortura particular, cuando por lo general para la mayoría de las personas el verano supone una época de descanso, y mas para los estudiantes, pues para mi resulta ser justo lo contrario, son meses en los que me tengo que centrar en entrenar para tratar de solucionar mis problemas de salud, después de tantas lesiones en la pierna derecha me cuesta mucho muscular en esa zona del cuerpo por eso es vital que el tiempo libre que tengo durante el año no destinado al estudio lo dedique al máximo a entrenar, por que así durante la época de exámenes mi cuerpo no note tanto la falta de ejercicio, después llega septiembre un mes donde comienzo de nuevo a estudiar.
Cuando acaba el verano y todo el mundo tiene historias maravillosas que contar yo solo tengo esfuerzo y sacrificio, no considero que sea nada malo ni mucho menos pues con el paso de los años he aprendido a divertirme cuando entreno, por otra parte también estoy rodeado de un gran equipo y de muchos amigos por lo tanto es una forma particular de divertirse y de compartir tiempo con personas que en el fondo quiero mucho y veo muy pocas veces al año, también es algo que tengo que agradecer especialmente pues ellos destinan tiempo de sus vacaciones para estar conmigo, es un gran gesto por su parte sacrificar su tiempo libre para apoyarme sin pedir nada a cambio así que del mismo modo que para mi es difícil ellos en mayor o menor medida también están sacrificando algo para estar ahí, esto sin duda me motiva y me empuja a seguir luchando, a no rendirme, a superarme, en el fondo no se trata de algo personal, somos todos un gran equipo y me siento orgulloso de formar parte de el y de que ellos siempre estén dispuestos a tenderme la mano cuando los necesito. Al final superar mis propias metas y objetivos es algo bonito genera una sensación de satisfacción difícil de expresar con palabras y el mismo echo de superarte día a día crea un círculo vicioso en el que cada vez te encuentras mas y mas motivado para seguir luchando, o al menos esta es la impresión que yo tengo a la hora de entrenar, es cierto que todo esta rodeado de mucho dolor, sacrificio y en algunos casos incluso frustración, pero en definitiva siempre tienes y debes de quedarte con lo positivo y nada en el mundo puede igualar la satisfacción de sentirte mas fuerte, rápido, ágil y resistente semana a semana. Este septiembre esta siendo bastante duro particularmente hablando por que a las malas noticias físicas se le añaden una situación sentimental bastante torcida si la comparas con los años anteriores. Llevo algo mas de dos años sin estar en una relación seria y por primera vez después de mucho tiempo no consigo dar un paso adelante, soy incapaz de cerrar la puerta definitivamente, a todo esto se le suma el echo de haber sufrido demasiado con esta nueva relación lo que me ha llevado a recordar con mas fuerza mi relación pasada con la que considero que es quizás la chica mas importante de mi vida y no ya desde el punto de vista sentimental, sino también como una enorme amistad...en fin un cúmulo de peleas emocionales en mi cabeza que me están dejando KO estos meses. Me parece un poco cruel volver a desear aunque solo sea por un instante volver a estar en mi relación pasada por que es algo que pertenece al pasado, el presente no nos permite estar juntos, es cierto que por ella sigo sintiendo todo, pero simplemente comprendimos que era imposible permanecer juntos en estos momentos de nuestras vidas por que nuestros objetivos profesionales nos separan irremediablemente , por lo tanto estar juntos nos perjudicaba a los dos, por eso decidimos cerrar la relación de mutuo acuerdo, pensando el uno en la felicidad del otro, por eso me parece algo cruel que mi amor hacia ella vuelva a aparecer en mi cabeza como fruto del resentimiento que siento en estos momentos, se que ella no se merece eso y al mismo tiempo yo se que me merezco algo mejor que la chica a la que he tentado estos últimos meses pues a pesar de todos mis esfuerzos ella solo me ha echo daño. En definitiva, meses difíciles, mucho trabajo, esfuerzo, retos personales físicos, académicos y sobre todo emocionales, amores nuevos que se frustran y amistades antiguas que me gustaría retomar. La vida no es fácil, por eso es importante que valoremos esas pequeñas cosas que hacen nuestros días felices, un abrazo, que te den los buenos días, comer con tus amigos, al final los malos recuerdos serán cubiertos por el tiempo con recuerdos felices, aun que sea difícil me gusta mi vida, me gusta superarme, me gusta luchar… no limitaré mi vida a buscar única y exclusivamente la felicidad de manera egoísta y compulsiva , simplemente viviré intentando compartir mi felicidad, disfrutando de lo que la vida me regala y no lamentándome por mis problemas sin ponerme antes en la piel de los demás. Solo siendo una persona generosa, bondadosa, honesta y sincera dejaré espacio suficiente en mi vida para la felicidad.